miércoles, 16 de noviembre de 2016

The Crown 1x03 (Windsor)

Empezamos la review del tercer capítulo de The Crown con un flashback, concretamente saltamos al año 1936 donde vemos cómo el tío de la reina abdicó en favor de su hermano para poder contraer matrimonio por amor con una mujer que ya había estado casada antes. Un hombre que tuvo una despedida amarga de su familia y que tendrá cierta importancia en el capítulo.

Porque luego volvemos al presente, a un capítulo que gira en torno a las primeras decisiones a tomar de Isabel como reina: el apellido de la casa real (y el de sus hijos) y el hogar familiar. Una decisión importante, para la que le presionan desde su marido (que quiere que sea su apellido el que se mantenga) hasta Churchill, que quiere todo lo contrario.

Así, veremos cómo la joven reina es presionada en ambas direcciones, siendo al final del capítulo una conversación con su tío (que vuelve para el funeral) lo que acaba por decidirle.
Y es que el personaje del tío se erige como el protagonista del capítulo, un hombre que se fue por amor pero que parece que ha vuelto por dinero, alguien que fue rey y que acaba por mendigar una asignación que la actual reina madre le retira. Sus escenas con Churchill y con Isabel son lo mejor de éste tercer capítulo, ver cómo el hombre comercia con lo que tiene.

Otro gran momento es el choque entre Isabel y Churchill, un choque que se produce pronto y en el que la reina hace valer su posición para negociar con el Primer Ministro. De ésta escena, dejando a un lado lo bien que lo hacen ambos, destaca bastante ver cómo Churchill quiere usar la coronación de Isabel para mantenerse en su sitio como Primer Ministro, algo que demuestra que el hombre también pensaba en sí mismo.

Mirándolo fríamente puede parecer que un capítulo centrado en éstos dos temas puede ser flojo, pero de nuevo el buen hacer de directores, guionistas y actores hace que te enganche. Y es que con escenas de cara a cara como las que tenemos aquí es difícil que la serie no acabe por engancharte.

Como momentos accesorios tenemos al marido intentando aprender a pilotar y buscándose a alguien a tal efecto. Alguien que resulta ser el amante de la hermana de la reina (rocambolesco, sí, pero ayuda a no meter más gente en la trama). Y luego está el choque entre la reina madre y el hermano de su marido, un choque en el que vemos cómo le reprocha el que el fallecido rey tuviera que tomar el poder.

En el fondo no dejamos de estar ante un culebrón de época basado en personajes reales y muy conocidos, pero de verdad que estos capítulos de una hora te dejan mirando la pantalla en todo momento.

Antes de terminar no dejaré de recalcar el dinero que hay metido aquí, interiores del palacio, habitaciones con cuadros que hemos visto en los libros de texto, exteriores, jardines… impresionante es decir poco. Eso sí, el cgi canta un poquito cuando aparece, pero se le perdona porque es poco rato.

A falta de siete capítulos para terminar ésta primera temporada ya os digo que vale la pena ponerse a verla, aunque sólo sea por lo bien hecha que está.

Valoración en followmytv: 8,2.

PD: La decisión final de la reina hace que empiecen los roces con el marido.

Como siempre dejo los comentarios abiertos para discutir lo que queráis de éste capítulo.